jueves, mayo 15, 2008

ENTONCES FUE LA VIDA


Echó un vistazo, suspiró nostalgia, tragó recuerdos. Irguió la frente con la antigua convicción de saber qué hacía. (¿Sabía?). Descendió infiernos hasta tomar la calle y mezclarse con el gentío. Allí, a salvo de pesadillas, seguiría sus delirios.
Recordó elegías entonadas antaño, cuando libre escogía caminos y muecas; cuando dependía de él y los fantasmas aún no lo habían encontrado. Por un momento sonrió.
Por un momento.
Su vida eran retazos desperdigados en límites inexistentes. No conservaba memoria de ellos. Eso lo hacía diferente.
Entre otras cosas.
Acalló máscaras que musitaban a su alrededor secretos que él sabía de memoria. Secretos que emergían ahora y se enmarañaban en carruseles de ideas que pretendía ajenas.

Siempre se sintió extranjero en su lar.
Siempre fue nadie buscándose en espejos y charcos.
Siempre se supo otro dentro de sí.

Volvió sobre sus pasos, no echó vistazos, exilió nostalgia, vomitó recuerdos y renació en humano.


©Viviana Álvarez

6 comentarios:

MISS VERY dijo...

Hola Viviana:
Maravillosa actualizaciòn...
Felicitaciones por tan excelente blog!!!
El cual esta lleno de magia... Y lleno de alegrìa este camino de luz que recorro todos los dìas.

Un beso.
Very
verydiro@yahoo.com.ar

http://verydiro.blogspot.com/

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Exilios, nostalgias y máscaras. Bello tinglado para un poema que me gustó.

Saludos desde Medellín, lar donde debo porteger mis recuerdos y crear mis propias memorias y vivir mis propios exilios.

Joha Zuluaga dijo...

Tiene un blog Maravilloso, La vida te ha dado un Don increible, espero que sepas aprovecharlo muy bien...Yo tengo un blog de poesias combinadas con otras cositas. http://johanazuluaga.blogspot.com/

mercedes sáenz dijo...

Me encantó el texto en todo su contenido, en toda su ambivalencia, en todo su cuestionamiento. Poesía viva. La imágen es tremenda. Un abrazo fuerte. Merci

silvia dijo...

Excelente texto, Vivi, y según con que ojos lo mire doloroso también. un abrazo.


Silvia Loustau

Belu dijo...

A mi nunca me contaron cuentos encantados, por eso no se si hay lugares mejores al que estoy pisando. Si algún día vos lo sabes, contame Viviana.